La distancia focal en la fotografía de calle

EL DEBATE Un debate frecuente entre los fotógrafos callejeros es el de qué distancia focal es mejor par hacer Street Photography. La mayoría de fotógrafos hablan a favor de una lente fija, ya sea 24, 35 o 50mm. Sobretodo el 35 mm, en parte porque es la distancia focal que mejor simula la visión humana, y porque ni es demasiado abierto como el 24 ni demasiado cerrado como el 50mm. De hecho, en el colectivo Calle 35 soy el único fotógrafo que “suele” hacer street a más de 50 mm (aunque no sólo!!). Y no sólo eso: cuando se va más allá de los 50mm, algunos fotógrafos (no de Calle 35, que yo sepa) incluso afirman que eso no es “street”. Luego retomaré este tema. De momento, una “foto callejera” a 105 mm (bueno, en un aeropuerto).  

24-105 mm a 105 mm. Canon 5D mark II
 
  MI CASO POCO GLAMUROSO
Suele decirse que la distancia focal a utilizar depende de cada fotógrafo, que cada cual tiene que escoger la que mejor se adapte a tu estilo; es decir, que mejor te ayude a “reproducir” la foto que has visto en tu cabeza cuando dices “veo una foto”. Yo estoy de acuerdo con eso. Así que, partiendo de este principio, ninguna distancia focal debería quedar excluida a priori.
Ya sé que queda poco cool (jaja!), pero yo (casi) siempre he usado un zoom: el 24-105 mm f.4 desde que tengo la 5D MkII, y antes de tener una full-frame el 17-85 mm y el 17-55 mm con la 40D. Más que nada porque no tenía otra opción (bueno, una compacta).
  CUANDO PIERDES DEMASIADAS FOTOS
Sin embargo, cuando me compré el 24 mm y salí a la calle me di cuenta enseguida de que, para conseguir las fotos que veía, necesitaba más distancia focal. Esto por dos motivos:
  1. En la mayoría de mis fotos ocurre algo muy concreto; alguien hace algo, o se da una situación muy particular. Es decir: si no hago la foto en el instante en que la veo (vale, un par de segundos después…) puedo perderla. Y entonces me pongo de mala leche. Es decir: si veo una foto, me pongo la cámara frente a la cara y hago zoom -si hace falta- hasta acercarme lo suficiente para que se vea “lo que ocurre” y tener un buen encuadre, si es posible. Una vez echa la primera o primeras fotos, ya puedo plantearme si me acerco más o no. Siempre que la escena no se haya “desecho” antes. Y esto me lleva al punto 2.
17-55 mm a 55 mm (88 mm en paso universal). Canon 40 D (casi me atropellan ya que crucé la calle temiendo que la niña se cargara la magia)
 
17-55 mm a 50 mm (80 mm en paso universal). Canon 40 D
  2. Dado que, como he dicho, en la mayoría de mis fotos “ocurre algo”, ese algo puede dejar de ocurrir en cualquier momento -sin que yo haga nada-. Y esto es así la mayoría de las veces. Pero si me acerco demasiado, yo mismo puedo ser el desencadenante de que la escena “desaparezca”.
24-105 mm a 105 mm. Canon 5D mark II (¿Por qué aparece un tipo andando a la izquierda? Porque lo despertó y ésta era la primera foto…)
  Es decir, ¿qué pasa si vas todo contento con tu 50 mm pero de repente en tu “foto mental” necesitas un 24 o un 1oo mm, por poner un ejemplo?
24-105 mm a 24 mm. Canon 5D mark II. ¡¡¡Esta foto precisaba de un angular!!!
 

24-105 mm a 24 mm. Canon 5D mark II.
 

24-105 mm a 105 mm. Canon 5D mark II. (Ya veis, hago fotos a todo quisqui que levante las piernas…)
  ¿FOTOGRAFÍA CALLEJERA A 300 mm? WHY NOT?
Hace algunos meses un fotógrafo de calle (no he podido encontrar la referencia) escribía que las fotos con teleobjetivo no pueden ser consideradas “Street Photography”. No recuerdo si aportaba algún argumento, pero sí que aportaba una foto de una mujer mayor, pensativa, sentada en un café. Mi opinión es que esa foto puede ser considerada “street”, aunque no buen “street”. ¿Quiere esto decir que no se pueden hacer buenas fotos de calle a 200mm? Para mí, no. Y espero poder demostrarlo algún día… Jaja! Para mí, quizá el único principio básico que debería tener una foto para ser considerada “street” es que sea en un espacio público y que no haya el consentimiento (ni siquiera tácito) de las personas que aparecen en la foto (en caso de que aparezcan personas).
Para escribir este post he abierto la carpeta donde tengo los RAWS de la mis fotos de calle favoritas y veo que tengo fotos desde 24 a 105mm. Aunque la verdad, desde que tengo el 16-35mm, no hecho mucho de menos más distancia focal, aunque la mayoría de fotos están tiradas a 16mm!!!!!!!!!
Aquí tenéis algunas fotos que tomé con el 16-35mm durante el viaje de la semana pasada a Londres:

16-35 mm a 35mm. Canon 5D mark III.

16-35 mm a 16 mm. Canon 5D mark III.

16-35 mm a 16 mm. Canon 5D mark III.

16-35 mm a 16 mm. Canon 5D mark III.

16-35 mm a 35 mm. Canon 5D mark III.

 16-35 mm a 24mm. Canon 5D mark III.

 16-35 mm a 24mm. Canon 5D mark III.

16-35 mm a 27 mm. Canon 5D mark III.

De esta última foto, Cecília -mi novia- tiene una versión mejor. Pero esto será tema de otro post: ¿ven lo mismo los fotógrafos de calle cuando van juntitos? ¿No? ¿Aunque sean novios? Jaja!

 

"Trackback" Enlace desde tu web.

Comentarios (10)

  • Avatar

    Jesús León

    |

    Muy de acuerdo con Cesc, al que sigo hace mucho tiempo y creo que tiene un gran tino con esos momentos “en los que ocurre algo”.

    No creo que etiquetarse sea bueno y menos en una disciplina que precisamente no requiere de etiquetas. Ni de distancias focales, ni de cámaras, ni de unas normas muy establecidas.

    Saludos

    Reply

  • Avatar

    Manu Mart

    |

    Supongo que es una cuestión de simple comodidad, y también de experimentación. Hace mucho tiempo que trabajo siempre con 35 mm. Tengo ganas de cambiar de óptica, sobre todo viendo las fotos de 16 mm. de Cesc, pero aún no he encontrado el momento. Para mí, el 35 mm fijo me permite acercarme todo lo que puedo a la escena. Me gusta acercarme mucho, y no podría hacerlo con un “cañón”. Intimidaría demasiado.
    SI alguien dice que la foto de la niña, por ejemplo, no es street…bueno, la libertad de expresión ahí está.

    Reply

  • Avatar

    Tonymadrid

    |

    El mejor objetivo para street es EL QUE LLEVAS PUESTO.
    Me parece absurdo etiquetar un arte, en cualquier vertiente, o lastrarlo con limitaciones. Yo para ese tipo de fotografía, ya sea street o robados, he usado de todo, desde un 10mm fisheye, hasta un 300. Todo vale.
    Otra cosa es que salgáis unos cuantos con la cosa de “a ver qué hacemos llevando todos un 50”, o algo así.

    Pero nuestro equipo y lentes deben estar al servicio de nuestras ideas, y éstas nunca verse limitadas porque alguien haya dicho que “tal tipo de fotos se hacen con tal, si no es tal tipo de fotos”

    Reply

  • Avatar

    Carlos Prieto

    |

    Excelente post Cesc, a mi me ha servido para conocerte un poquito más como streeter.
    Estoy de acuerdo en que las herramientas determinan el resultado y cada fotógrafo busca las que se adecúan mejor a su forma de fotografiar. Yo mismo he ido un 85% de veces con focal fija aunque cuando he adquirido una fantástica canon 1100d como segundo cuerpo con su objetivo 18-55mm de serie a veces me facilita la faena pero en ocasiones coloco el zoom a 24mm y me digo… voy a tirar un rato de 35mm o un rato de 50mm….
    No lo puedo reemediar, a mi eso me facilita las cosas porque estoy muy habituado a fotografiar con fijos y es como una especie de esquema mental que ya tengo muy incorporado.
    En fin, que cada uno use los objetivos que mejor guste si eso ayuda a que el resultado final sea bueno.
    Excelentes tus nuevas imágenes de Londres.

    Reply

  • Avatar

    Rafa Badia

    |

    Excelentes fotos de Londres, Cesc!
    Y sí, “cada maestrillo con su librillo”. yo llevo años con el 50mm. y soy feliz, pero no tengo ningún prejuicio a priori, ni relativo a distancias focales, formatos o cámaras. Como si la haces con un zapato, en plan el Superagente 86. Lo importante es que sean buenas!

    Reply

  • Avatar

    Carles Martínez Davó

    |

    Cesc, tu reflexión sobre el uso de las diferentes distancias focales me aligera de un cierto complejo, dado que hasta ahora siempre he salido a la calle con mi voluminoso 17-55mm. Me he sentido muy identificado con tus argumentos: como tu, a veces para no “meterme” y entorpecer “dónde está pasando algo” o para no llegar tarde al “momento” he debido tirar al màximo de mi zoom, (55mm, 88mm en paso universal). Gracias por ampliar, con razonamientos y con excelentes ejemplos gráficos, los horizontes de lo que puede considerarse “street photo”.

    Reply

  • Avatar

    Amadeo Herrera

    |

    Tienes razón, a mi me sucede igual. Las ópticas fijas, cuando las he utilizado por ligereza, discreción, etc. hacen que pierda “la foto”, siempre sucede, así que cargo con el 24-105 o el 17-40 y si hago una valoración de mis preferidas, el 80% estuvieron sacadas con zooms.
    La street photography es imprevisible, hay que aumentar las posibilidades.

    Enhorabuena por el blog.
    Un saludo.

    Reply

  • Avatar

    Jorge Morales

    |

    Como practicante de SP creo que, de entrada, cualquier objetivo “sirve” para una foto de este tipo. Ahora bien, cada tipo de objetivo tiene sus pros y contras cara a esta disciplina, y creo que los zooms tienen más contras que pros, por lo que yo opto por focales fijas sin ninguna duda.
    Lo malo que le veo a los zooms es que:

    – Son más pesados (y las largas caminatas por la calle requieren ligereza).
    – Son más voluminosos, y por tanto menos discretos (y en SP, pasar desapercibido importa).
    – Son más largos, por tanto más intimidatorios.
    – Por lo general dan menos nitidez (y hoy se valora muchísimo la nitidez en fotos de calle).
    – Por lo general son menos rápidos (y todos sabemos lo mucho que dependemos en SP de las obturaciones rápidas).
    – Con focales largas te implicas menos, y nunca te acostumbras a soltarte ante la gente.

    Y sólo les veo una ventaja, que además me parece relativa: Poder “acercarse” o alejarse según la escena. Y digo “relativa”, porque en SP se busca realismo, y uno de los factores que lo determinan es la similitud con lo que ve el ojo, y focales cortas o largas quedan en evidencia en este sentido (prolongación de fondos y distorsión de líneas en focales cortas; y apelmazamiento de planos y excesiva tendencia al enfoque selectivo en focales largas).

    De cara a elegir mi focal fija para SP, busqué un equilibrio entre esa similitud con la visión del ojo humano y no tener que plantarme demasiado delante de las narices de mis sujetos para rellenar cuadro. Empecé probando 28mm… y se me quedaban muy cortos. Luego 50mm, y se me quedaban largos. Al final probé un 40mm (a falta de 35) y ahí me he quedado.

    Salu2!

    Reply

  • Avatar

    Bruno Abarca

    |

    ¡Buenas! Pues leyendo el artículo creo que cuando comentas que alguien en un post hablaba de las distancias focales largas y ponía una foto de una señora mayor… ¡era yo! 😛 http://www.brunoat.com/fotografia/el-recurso-facil-en-foto-callejera/

    Me sigue costando ver foto callejera con teleobjetivo que me convenza igual que con un angular (han pasado 5 años del post), pero también me ocurre que: a) en mi último viaje haciendo fotos me tiré una gran parte del mismo con el 85mm pegado a la cámara y se me cayeron los mitos; b) cada vez veo menos importante la rigidez en los términos, y la frontera entre foto callejera y documental se me difumina. 🙂

    Es curioso cómo con el tiempo la forma de ver las cosas cambia…

    Reply

  • Avatar

    Luis

    |

    Al ver una fotografía de Cartier-Bresson, Ansel Adams, Vivian Maier, Bruce Gilden, Garry Winogrand, etc. ¿te importa la focal, o la cámara o el ISO, o el f o el tiempo de exposición con que fue realizada?
    No! Al momento de verla estoy casi seguro de que eso es en lo que menos piensas, al menos yo no. Sólo veo la fotografía, la escena congelada en el tiempo. Eso para mí es FOTOGRAFÍA. Lo demás son aspectos técnicos que varían en función del contexto espacio-temporal de cada fotógrafo.

    Reply

Deja un comentario